Panamá anuncia recortes en el presupuesto 2024 por cambiar “las condiciones” del país

Protestas antimineras en Panamá Archivo

CIUDAD DE PANAMÁ – El ministerio de Economía y Finanzas de Panamá anunció un recorte de presupuesto 2024 debido al cambio en “las condiciones económicas” del país, en medio de la incertidumbre por la continuación de la explotación de una mina de cobre, tras un mes de protestas callejeras contra el contrato minero.

“Dadas las condiciones, que han cambiado en nuestro país, estamos hablando de un presupuesto que va a tener un monto menor que el que originalmente nosotros habíamos presentado a la consideración de la Asamblea [Nacional]”, señaló el ministro de Economía y Finanzas de Panamá, Héctor Alexander, en una nota de prensa.

Alexander advirtió que, al contar con menores ingresos, “las instituciones públicas como un todo tendrían un presupuesto menor que ejecutar”. En este sentido, apuntó que “la tarea” que su equipo tiene por delante pasa por definir “cómo se manejará la estructura de ese nuevo presupuesto”.

“Estamos ahora mismo evaluando diferentes escenarios con respecto a lo que pudiera ser la futura configuración”, recalcó sin precisar cifras de los recortes, pero sí dijo que la propuesta sería sometida a la consideración del Consejo de Ministros.

El proyecto presupuestario  asciende a 32.754 millones de dólares y aún no ha sido aprobado por la Asamblea Nacional de Panamá, donde ha sido duramente cuestionado por recortes en algunas entidades de salud.

La semana previa, la oficina de prensa del presidente Laurentino Cortizo divulgó que a las arcas del Estado ingresaron 562,84 millones de balboas —equivalentes a la misma cantidad de dólares— por cuenta de Minera Panamá, “correspondiente a sus obligaciones”, aunque aclaró que los fondos no serían utilizados, sino que se depositarían “en una cuenta restringida en el Banco Central de Panamá”.

El diario local La Estrella de Panamá precisó que los fondos están congelados, porque el Ejecutivo está a la espera de la decisión de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) sobre la llamada Ley 406 (contrato minero) y los ingresos futuros por ese concepto son ahora inciertos.

De su lado, el director general de Ingresos de la República, Publio de Gracia comentó que los pagos de impuestos mineros son “una historia en desarrollo”, en alusión al fallo de la CSJ sobre la constitucionalidad del contrato suscrito con la filial de la canadiense First Quantum Minerals, que se espera en las próximas semanas.

Si se determina que el contrato-ley es inconstitucional, la compañía se vería forzada a detener de inmediato sus operaciones, porque lo que está en juego es una prórroga de 20 años de una concesión otorgada a finales de la década de 1990.

La mina Cobre Panamá emplea a 40.000 personas de forma directa e indirecta y es responsable  del 5% del PIB y el 75% de las exportaciones, según datos suministrados por First Quantum.

Mientras, el país entra en su quinta semana de protestas en demanda de la derogación del contrato con Minera Panamá, con bloqueos de carreteras y manifestaciones que propician el desabastecimiento de suministros y golpean la economía doméstica.

Según las últimas cifras del Balance Fiscal del gobierno divulgadas en la prensa local esta semana, los gastos del gobierno de Panamá superaron sus ingresos en 3,932 millones de dólares, por lo que para cumplir con la Ley de Responsabilidad Social Fiscal  se requiere reducir ese déficit en unos 1,448 millones de dólares.

Redacción Caracas